Me gusta

viernes, 31 de octubre de 2014

El movimiento de pinzas terrorista

El Grano del Sistema N°39 - El movimiento de pinzas terrorista sobre la Argentina

Publicado el 30/10/2014
Los mapuches por el sur, los narcos por el noreste y los musulmanes se lanzan sobre latinoamérica, la argentina cercada la vergonzosa traición de los gobiernos de Neuquén y Rió Negro. La justicia Stalinista. el verdadero genocidio argentino.


Dura campaña de publicidad contra la inmigración



El Gobierno australiano lanza una dura campaña de publicidad contra la inmigración ilegal
Australia Cartel de la campaña australiana contra la inmigración ilegal.

(EP/GOBIERNO DE AUSTRALIA) El contundente mensaje genera críticas de los grupos de Derechos Humanos. Busca disuadir el tráfico de personas y advertir a aquellos que aspiran a llegar de que no conseguirán que Australia se convierta en su nuevo "hogar". ECO 
22.10.2014
El Gobierno australiano ha lanzado en los últimos días una agresiva campaña de publicidad con la que busca disuadir el tráfico de personas hacia sus costas y advertir a aquellos que aspiran a llegar hasta ellas de que no conseguirán que Australia se convierta en su nuevo "hogar". El contundente mensaje empleado para ello ha generado críticas de grupos de defensa de los Derechos Humanos. La campaña, que se ha elaborado en 17 idiomas, está dirigida tanto a los inmigrantes que ya residen en territorio australiano, para que adviertan a sus familiares y amigos de la imposibilidad de unírseles, como a aquellos que aspiran a realizar el peligroso viaje por mar para llegar hasta el país. Las normas se aplican a todo el mundo: familias, niños, menores no acompañados Para ello, el Servicio de Aduanas y Protección de Fronteras ha elaborado un cartel en el que, en la versión para los aspirantes a inmigrantes se advierte: "De ningún modo. No lograréis que Australia sea vuestro hogar" (No way. You will not make Australia home) y se deja claro que "el Gobierno de Australia ha aprobado las leyes más duras contra la inmigración de la historia". Este mismo mensaje se repite en el resto de lenguas: albanés, árabe, bahasa, bengalí, dari, farsi, hindi, kurdo, nepalí, pashtún, rohingya, cingalés, somalí, tamil, urdu y vietnamita. El contundente eslogan está incluido dentro en una imagen de un mar embravecido en el medio del cual se puede ver una pequeña embarcación, similar a las que usan los inmigrantes que desde Asia tratan de llegar hasta Australia, en problemas. Operación Fronteras Soberanas La campaña se enmarca en la 'Operación Fronteras Soberanas', la iniciativa de seguridad fronteriza que está llevando a cabo el Gobierno australiano para "detener los barcos, evitar que la gente arriesgue sus vidas en el mar y preservar la integridad del programa de inmigración de Australia", precisa el Servicio de Aduanas en la web de la campaña. Según explica, aquellos que intenten llegar por barco hasta Australia de manera ilegal no podrán instalarse en el país sino que serán interceptados y sacados de forma segura de aguas australianas o bien serán enviados a otro país para procesar "desde allí" su eventual solicitud de asilo. En ningún caso, se aclara, se tramitará su petición en suelo australiano. "Las normas se aplican a todo el mundo: familias, niños, menores no acompañados, personas educadas y capacitadas. No hay excepciones", recalca el Gobierno, defendiendo que esta es "su política y no cambiará". Tampoco servirá de nada el tener ya a familiares en Australia. Asimismo, se advierte a los posibles inmigrantes de que no se crean las "mentiras" que les cuenten los traficantes de personas dándoles garantías de que se instalarán en Australia. "Estos criminales robarán vuestro dinero y pondrán vuestra vida y las vidas de vuestra familia en peligro para nada", subraya.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/2273974/0/australia/campana/publicidad/#xtor=AD-15&xts=467263

Por qué hay tantos niños ricos de izquierda?



¿Por qué hay tantos niños ricos de izquierda?
Por Agustín Laje (*)
Toda una curiosidad constituye el hecho –de ninguna manera nuevo– de la inclinación o adhesión a la izquierda por parte de jóvenes provenientes de familias acomodadas o, por lo menos, de buen pasar económico. Por lo general, se trata de estudiantes universitarios mantenidos por sus padres, que encuentran en la prédica izquierdista un sentido de justicia que los desvela por completo, llevándolos a una colisión permanente entre dichos y hechos.
El fenómeno descrito tiene una complejidad mucho más profunda de la que en este artículo, necesariamente breve, puedo desarrollar como respuesta parcial: sentimientos de culpa por lo que se tiene, odio al padre (como explicaba Pablo Giussani en relación a los jóvenes montoneros), simples impulsos de rebeldía, modas ideológicas (como aseveraba Ludwig von Mises en El Socialismo), etc., podrían ser componentes que expliquen también esta adhesión del joven adinerado a la izquierda. No obstante todo ello, en la teoría que deseo aquí presentar quisiera poner el foco en los sistemas de moralidad que acompañan al joven mantenido en su camino hacia el socialismo.
En primer lugar, debe decirse que los principios de justicia socialista basados en la necesidad (“de cada uno según su capacidad a cada uno según su necesidad” decía Marx), resultan apropiados para regir órdenes sociales micro, tales como la familia o el grupo de amigos en las sociedades modernas. En efecto, hace justicia la madre que da a sus hijos según sus necesidades y urgencias, y no según otros criterios como podría ser el mérito. ¿Acaso consideraríamos justo que el padre de familia evalúe el mérito de sus hijos, por ejemplo, en la escuela, a la hora de decidir si suministrarles o no alimento?
Ahora bien, si intentáramos aplicar hasta las últimas consecuencias el principio de la necesidad como criterio de justicia en un orden extenso, sólo una situación de incompleta injusticia e ineficiencia podría derivarse de tal cosa. El legítimo altruismo familiar devendría en ilegítimo saqueo social por parte de una autoridad planificadora que acabaría a la postre con toda libertad individual y hundiría a la sociedad en el hambre y la miseria (el genocidio soviético y el genocidio maoísta son sólo dos ejemplos históricos de lo dicho).
Así pues, debe remarcarse que el ideal socialista de justicia es sólo aplicable a grupos reducidos por una sencilla razón: los lazos sociales que unen a los miembros de estos grupos son tan fuertes, que permiten el altruismo como un modo de comportamiento moral habitual y estructurante. En órdenes extensos, donde no conocemos realmente al otro y donde el otro no nos conoce a nosotros, este tipo de moralidad no puede más que manifestarse esporádicamente y es incapaz, tal como ha demostrado Hayek en La fatal arrogancia, de sostener cualquier sociedad abierta y compleja.
¿Qué ocurre entonces con esos jóvenes universitarios adinerados que encuentran en la izquierda una ideología a la cual adherir?
Pienso que su propia experiencia de vida los lleva a extrapolar la moralidad que es propia del orden reducido al orden extenso. En efecto, el joven universitario adinerado suele ser un gran acreedor de la moralidad socialista que rige al grupo familiar, el cual costea desde sus estudios hasta su vivienda; desde su vestimenta hasta sus entretenimientos y ocios; desde sus vacaciones hasta su automóvil propio. De tal suerte que, de forma inconsciente, el joven ha aprendido a vivir mediante el esfuerzo de otros (sus progenitores), y ve que su vida es buena, y quiere lo mismo para los demás. Puede tratarse de un buen  y sincero sentimiento, pero completamente errado en tanto que descuida algo fundamental: que sus padres jamás hubieran mantenido de la misma forma y en la misma medida a un completo desconocido que integre el orden extenso en el cual el grupo familiar se asienta.
En otras palabras, el joven que vive de la redistribución de la riqueza que efectúan sus padres en su favor, ha aprendido de forma inconsciente a concebir la economía como una torta dada que debe ser repartida, cuando lo cierto es que en la economía la torta no está ni dada (debe producirse) ni puede ser repartida por una figura paternalista sin que ello ponga en peligro los propios incentivos que llevaron a crear dicha torta.
El joven adinerado se hace de izquierda, en definitiva, porque confunde dos planos morales completamente distintos que rigen dos órdenes sociales completamente diferentes. Su vida ha sido tan fácil y cómoda en virtud de su pertenencia a una familia de holgura económica, que pretende hacer de la sociedad un reflejo de su familia y del Estado un reflejo de su propio padre. La necesidad y no el mérito en servir las demandas ajenas (el fundamento de la justicia en un orden extenso) debe entonces regir a la sociedad como criterio de justicia según su opinión.
Lo que no entiende el niño rico de izquierda −que posiblemente posea buenas intenciones− es que los peores totalitarismos que ha vivido la humanidad han sido consecuencia precisamente de querer hacer de la sociedad moderna una “gran familia” y del Estado un “buen padre”.
(*) Director del Centro de Estudios Libertad y Responsabilidad (LIBRE)

Polo Norte se cubre de hielo en 8 días



Polo Norte se cubre de hielo en 8 días







Robert Felix  iceagenow.info
Hace 8 días, dutchsinse emitió un vídeo que muestra cómo la masa de hielo del Polo Norte fue creciendo con bastante rapidez. El Polo Sur sigue en niveles récord.
Después de hacer algunos cálculos sobre  la propagación del hielo, dutchsinse hizo la declaración de que el Polo Norte se cubriría en un par de semanas (o menos).
Antonio fernandez  /  Conjugando adjetivos



La próxima era de hielo ya ha comenzado: el enfriamiento global continuará el siglo XXI

Durante todo el siglo XXI continuará en la Tierra un enfriamiento global que reducirá la temperatura de entre 0.2 a un grado Celsius, como parte de la mini era del hielo iniciada en 2010, afirmó Víctor Manuel Velasco Herrera, investigador del Instituto de Geofísica (IGf) de la UNAM.
Ese evento cíclico se debe al cambio natural de la actividad del Sol y a la variación de su baricentro. Este último “no sólo afecta el clima espacial y la actividad solar, sino que además es modulador de diferentes fenómenos naturales y del cambio climático natural”, explicó en entrevista.
Ese evento cíclico se debe al cambio natural de la actividad del Sol y a la variación de su baricentro. Este último “no sólo afecta el clima espacial y la actividad solar, sino que además es modulador de diferentes fenómenos naturales y del cambio climático natural”, explicó en entrevista.
Actualmente, la mayoría de los modelos propuestos para analizar el clima son incompletos y, por tanto, sus pronósticos son deficientes, pues no incluyen elementos físicos fundamentales como, por ejemplo, la actividad y variabilidad del baricentro solar, mencionó.
Al cambiar la excentricidad de las órbitas planetarias y la actividad del Sol, en la Tierra se provocan eras glaciares e interglaciales, que son periodos cálidos como el actual, llamado Holoceno. “Desde 2004, la potencia de la radiación solar ha disminuido por debajo de su valor promedio de los últimos 30 años“, detalló.
Doctor en ciencias espaciales, desde 2008 Velasco Herrera ha desarrollado un modelo propio llamado “ELSY” sobre la mini era del hielo que, de acuerdo a sus resultados, durará entre seis y ocho décadas. Su vaticinio ya ha obtenido resultados.
“Este fenómeno ha tenido sus primeras expresiones con eventos como el llamado snowpocalipsis (que en 2010 afectó principalmente a la ciudad estadounidense de Chicago), el frío siberiano que azotó a Europa en 2011 y la onda polar ártica, que durante este invierno se expresa en América del Norte y ha provocado el congelamiento de las cataratas del Niágara y diferentes vórtices polares.
Según este pronóstico, la tendencia de bajas temperaturas actualmente está en una etapa de transición y se profundizará dentro de seis años para alcanzar su fase más intensa entre 2020 y 2040.
Controversia con calentamiento global

El modelo del universitario contrasta con estudios realizados por diferentes organizaciones e institutos internacionales, dedicados a documentar el calentamiento global del planeta causado por la actividad humana.
Al respecto, el especialista aclaró que ambos parten de puntos de vista distintos, pues el suyo se realiza desde las ciencias espaciales, que toman en cuenta parámetros espacio-temporales más amplios y analizan el cambio climático en una escala mayor, en la que considera tanto el calentamiento como el enfriamiento, ambos cíclicos a mayor distancia y tiempo.
“A veces el análisis de cualquier fenómeno depende del lapso de tiempo que se estudia. Si es corto, es posible que no se contemplen todos los elementos. En este caso hemos investigado no solamente el ciclo cálido interglaciar, sino además las eras glaciales, que se conocen como Holoceno y tienen 12 mil años; hemos analizado miles de años y entramos en una etapa nueva para examinar millones a fin de entender más”, precisó.
El cambio climático tiene sus fases de calentamiento y enfriamiento. Por ejemplo, en los últimos 400 mil años hubo periodos sumamente fríos llamados eras glaciales, que en promedio duran 100 mil años, así como cálidos o interglaciares, de 12 mil. Los fríos en nuestro planeta son sumamente largos, mientras que los cálidos son muy cortos“, explicó.
Hace 127 mil años terminó la penúltima glaciación y empezó el penúltimo periodo cálido llamado Interglacial Eemiense. Había entre dos y cuatro grados por encima de la temperatura actual y el nivel del mar tenía entre cuatro y seis metros arriba del presente. La última glaciación inició hace aproximadamente 115 mil años y terminó hace 12 mil; entonces el nivel de mar tenía 120 metros debajo del actual.
Después de una fase cálida interglacial continúa una era glacial, es decir, ambas son recurrentes. El actual enfriamiento global es el preámbulo de la siguiente era glacial, que durará 100 mil años, reiteró.
Velasco Herrera coincidió en que a partir de la segunda mitad del siglo pasado las temperaturas de la Tierra han sido las máximas de los últimos mil años, pero aclaró que se debió al aumento de la actividad solar, que ha sido la mayor desde el Periodo Máximo Cálido Medieval (Groenlandia se quedó sin hielo) y que duró del año 800 al 1300 de la era común.
“Tener diferentes visiones permite la discusión y el avance de la ciencia, que implica un progreso general de la humanidad. Creo que el debate sobre este tema ocurrirá hasta que encontremos las leyes fundamentales de la naturaleza”, consideró.
Eventos cíclicos, no atípicos ni extremos
“Desde las ciencias espaciales damos una idea distinta de lo que es el cambio climático y con esa perspectiva podemos explicar eventos como heladas “extremas”, lluvias “intensas” y “súper” huracanes, adelantó.
Para el universitario muchos eventos son cíclicos, pero no atípicos ni extremos, como año con año se difunde. “Para situarnos en México, las crónicas de 1446 en Techochtitlan documentan que hubo lluvias excesivas y en esa fecha la urbe se inundó de tal modo que ninguna de sus calles quedó en seco”.
En la época colonial en la ciudad de México ya aparecen las mal llamadas lluvias “atípicas”, pues los relatos indican que en 1627 cayó tanta que hubo tráfico de canoas y las misas se realizaban en los balcones. “Podemos ver que desde que hay asentamientos humanos en nuestro país, se habla de lluvias excesivas”, acotó.
Respecto a las heladas y nevadas, coinciden si tenemos cada 100 años una disminución de la actividad solar.
Los relatos dicen que en 1447 en el Valle de México hubo tanta nieve que moría la población. Los dos años siguientes se perdieron las mazorcas porque se heló el grano y, por lo tanto, hubo hambre. En 1450 fue tan excesiva que se cayeron casas y hubo una epidemia de catarro que le costó la vida a mucha gente mayor. En 1451 en Tula, Hidalgo, cayó nieve hasta la altura de las rodillas y en 1454 se congelaron los lagos de Tenochtitlan“, detalló.
En contraste, hubo calor excesivo en un periodo posterior. Entre 1618 y 1619 en Puebla, se secaron los sembradíos y frutos. Para 1648 hay registros que indican que “ardía” Mérida; la capital de Yucatán padeció incendios en los campos.
“Asimismo, hay documentación de los huracanes de gran intensidad, como el ocurrido en Tlapa, Guerrero, en 1537; las crónicas narran que los vientos huracanados arrancaron de raíz los árboles y esto sólo pasa con uno categoría cuatro o cinco”.
Ante estas tendencias cíclicas y no atípicas, Velasco Herrera recomendó que los centros de investigaciones nacionales se centren en encontrar una fuente de energía que permita sobrevivir el siguiente periodo glacial, así como desarrollar la agricultura para resolver el problema alimentario mundial.





Advertencia sobre comentarios

Advertencia sobre comentarios
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...